ARROZ CON LECHE

ARROZ CON LECHE von

Portada de ARROZ CON LECHE
-5%
Zusammenfassung

Conversar, reir, jugar... versos de inspiración femenina que nos descubren la dimensión mágica de lo cotidiano. PREMIO DE POESÍA PARA NIÑOS Y NIÑAS "CIUDAD DE ORIHUELA" 2016

Menge
  • 19.90 CHF 18.90 CHF

> Sie profieteren vom "LIJ20"-Angebot:

Kategorie: Gedicht für Kinder und Jundgendliche

Verlag FAKTORIA K

Autor TENTORI, Natalí

ISBN: 9788416721108

Hinzugefügt zum Katalog am: 19.08.2017

Format: HARDCOVER

Seitenzahl: 40

IX PREMIO INTERNACIONAL CIUDAD DE ORIHUELA DE POESÍA PARA NIÑOS

Mi abuela me enseñó a bordar, me mostró un enorme mantel blanco lleno de pájaros azules. Ella lo había hecho con su hermana. Enhebramos los hilos, nos sentamos ante un género virgen, trabajamos esa tarde… [Fragmento del poema titulado "Bordar"]

La esencia de lo femenino, la amistad, la maternidad, lo sagrado, lo eterno y lo efímero, el vínculo entre hijas, madres y abuelas, protagoniza "Arroz con leche", un poemario con un guiño solidario a la campaña #NiUnaMenos contra la violencia de género, desarrollada en Argentina a través de las redes sociales. La letra  de la canción infantil (…que sepa coser, que sepa bordar…) inspira los versos de Natalí Tentori en clave liberadora; como también  las ilustraciones de Elizabeth Builes, donde las aplicaciones de hilo son un elemento destacado, junto con el lápiz y la acuarela.

Jugar, tejer, conversar, cantar… son acciones que trascienden  el plano de lo cotidiano o de lo anecdótico para convertirse  en composiciones descriptivas, de gran lirismo y poderosamente evocadoras, que hablan de la capacidad de la imaginación  para traspasar la frontera entre realidad y fantasía. La palabra  se vuelve así un puente entre lo visible y lo invisible, lo místico  y lo mundano; un puente tejido letra a letra que revela  a las simples tejedoras también como sacerdotisas o seres mágicos.

En ausencia de rima, el ritmo viene dado por la introducción  de diálogos y la sonoridad de las palabras; un léxico de enorme riqueza, donde está presente la voz de los pueblos amerindios  y la conexión con la Madre Tierra.

Precisamente, la naturaleza -la vegetación, el mar- es una protagonista más en las imágenes que acompañan los poemas, junto con los retratos: dibujos de trazos firmes que se sobreponen sobre las líneas abocetadas, suavemente coloreados.  Son ilustraciones cuya expresividad, delicadeza y potencia simbólica, refuerzan la sensibilidad de la obra ganadora del  IX Premio Internacional Ciudad de Orihuela de Poesía para Niños, que canta a la universalidad del amor maternal, a la inocencia infantil, a la memoria de las abuelas: un poético linaje de mujeres  para transformar el mundo.